SoloNosotras.Com -leonordeaquitania 
  

Bienvenida a SoloNosotras.com, el sitio de las mujeres de habla hispana

BELLEZA

  Índice
  Tips
  Artículo
  Perfumes
  Guía

SALUD

  Índice
  Dietas
  En Forma
  Med. Natural
  Psicología

  Artículo
  Guía

MODA

  Índice
  Artículo
  Guía

PAREJA

  Índice
  Sexualidad
  Kama Sutra
  Afrodisiacos
  Artículo
  Tantra
  Tao
  Cine de Amor
  Detalles
 
Guía

CULTURA

  Índice
  Poesía
  Mitología
  Mujeres
  Guía

HOGAR

  Índice
  Decoración
  Bonsais

  Jardinería
  Feng Shui
  Mascotas
  Cocina
  Manualidades
  Guía

MATERNIDAD

  Índice
  Artículo
  Guía

ESPECIALES

  Nombres
  Humor
  Trivia
 
 

NOMBRES

Busca el significado de tu nombre o escoge uno para el nuevo bebé.
AQUÍ

CULTURA: Huellas de Mujeres

INICIO : CULTURA : HUELLAS DE MUJERES

LEONOR DE AQUITANIA

 
Fue la hija mayor de los tres hijos de Guillermo X (duque de Aquitania), y de Leonor Châtellerault. Nació en el castillo de Velin, el 19 de diciembre de 1122. En 1130 cuando muere su hermano Guillermo, ella pasa a ser la heredera de su padre. En 1137 su padre muere en una peregrinación, por lo que ella toma posesión del ducado de Anquitania. Ese mismo año y a la edad de 15 años se casa con Luis, futuro rey Luis VII de Francia, con tan sólo un año más que ella. Al casarse con éste, aportó como dote Guyena, Gascuña y Poitou. Ascienden al trono francés, cuando fallece el rey Luis VI. Ocho años después, nace su primera hija, María, futura condesa de Champaña. La supuesta relación que tuvieron la reina y su tío Raimundo de Pointers provocó disputas entre la pareja real. Cuando iban para Francia, se detienen en Roma, donde el papa trata de reconciliarlos. Como producto de esta reconciliación nace su segunda hija: Alix. Aún después del nacimiento de Alix, la pareja decidió alejarse y el 21 de marzo de 1152 anularon su matrimonio definitivamente, basándose en el parentesco que tenían.


Leonor se casó enseguida con Enrique Plantagenet (duque de Normandía y de Anjou), quien dos años después se convirtió en Enrique II de Inglaterra.
Con esta unión pasaron los feudos franceses de Aquitania, formando un reino angevino a ambos lados del canal de la Mancha. Ese dominio inglés sobre la mitad de Francia, sería el origen del conflicto entre las dos coronas, conocido como la Guerra de los Cien Años.
De ese matrimonio nacieron ocho hijos: 5 varones y 3 mujeres. La relación entre Enrique y Leonor termino debido a las infidelidades por parte del rey. Leonor intento envenenar a la amante de su marido antes de separarse.


Luego de separase provoca una rebelión de tres de sus hijos contra su padre. Cuando Enrique logra controlar lo de la rebelión, encierra a Leonor en un asilo. A la muerte de Enrique, es liberada por su hijo Ricardo Corazón de León, quien se ha convertido en el nuevo rey de Francia. Es tanto lo que impresiona la fortaleza y determinación de Leonor, que su hijo Ricardo decide que mientras él está en la Tercera Cruzada, sea su madre quien quede al cargo del reino. Cuando Ricardo muere en 1199, Leonor se decide a conseguir la corona para su hijo Juan (Juan sin Tierra), dejando de lado a su nieto Arturo I de Bretaña, al cual casi ni conocía. Cuando es ya una anciana viaja hasta Castilla, para escoger entre sus nietas (las infantas de Castilla) a la futura esposa de Felipe II Augusto (Luis VII). La escogida resulto ser Blanca.



Murió el 31 de marzo de 1204. Se dice que no sufrió. Cuando murió tenía el pelo blanco y los dientes intactos; además su belleza se prolongo hasta ese día.

      

Más biografías

 

INICIO : CULTURA : HUELLAS DE MUJERES

 



Todos los textos e imágenes contenidos en SoloNosotras.Com
son propiedad de NOVAQ S.A. o bien de los autores indicados.
Está expresamente prohibida su reproducción sin el permiso respectivo.

SoloNosotras.com no se hace responsable de los
resultados producidos por el mal uso de los
consejos y recetas que presentamos.

Mercadeo por SegundoPaso.com

Solución de comercio electrónico por Imprevia.com



 

¿Quieres recibir el boletín de SoloNosotras?
Nombre:
E-mail
Agregar
Eliminar